Sabiduria Zen

da Claudia Casanovas

Del Zen:

“El hombre es como el caracol, vaya donde vaya lleva consigo su propia casa”

“Queriendo volver a casa y no conociendo el camino, lloro lagrimas y mojo el pañuelo”

Quizás en estas dos frase, de dos maestros zen, puede resumirse nuestro sufrimiento.

No sabemos que “la casa”, ese lugar acogedor, donde se encuentra lo mas amado, y nos sentimos seguros, donde podemos ser mas nosotros mismos que nunca, se encuentra en nuestro interior y al no saberlo, lloramos lagrimas que mojan nuestros pañuelos….

Que pena, no?

Questo sito Web utilizza i cookie per migliorare la tua esperienza. Daremo per scontato che tu stia bene, ma puoi disattivarlo se lo desideri. Accetta Leggi di più